Menu

Descubre todo sobre las nauseas y los vomitos

Por desgracia es bastante probable que todos sepamos en primera persona qué es un vómito, esa salida brusca y forzada por la boca del contenido gástrico o intestinal que suele venir precedido por el deseo en forma de nauseas que vienen anunciando la “tormenta”.

Todos detestamos vomitar, pero quizás no sepas que el vómito tiene una función protectora para nuestro organismo ya que es una forma que encuentra nuestro organismo para eliminar agentes infecciosos o tóxicos que se encuentran en nuestra vía digestiva.

Pero pese a esto, vomitar tiene sus riesgos y puede dar una serie de complicaciones ya que si vomitamos demasiado podemos deshidratarnos, tener desgarros superficiales en el esófago que es el conducto muscular del aparato digestivo que comunica la boca a través de la faringe con el estómago o en las personas mayores o en situaciones como cuando tenemos un bajo nivel de conciencia (como ocurre cuando hemos bebido más de la cuenta) se puede producir una neumonía por aspiración ya que el material digestivo del vómito puede pasar en parte a la vía respiratoria y abrasarla).

Una vez hechas las presentaciones, vamos a saber algunas curiosidades en torno al vómito

¿Por qué huele mal el vómito?

En el estómago suele haber alimentos parcialmente digeridos que están en contacto con los ácidos gástricos que se encargan de triturar el bolo alimenticio. En esta descomposición se producen productos residuales que desprenden y le dan al vómito el fuerte olor desagradable

 

¿Por qué tienen nauseas las mujeres en el embarazo?

Es habitual que los primeros síntomas de un embarazo sean los de sentir nauseas. De hecho ante cualquier mujer en edad fértil que tenga muchas nauseas una de las cosas que hay que pensar es que esté embarazada.

Son varias las razones que parecen explicar esta relación. Por un lado, cuando una mujer está embarazada se elevan una serie de hormonas (gonadotropina) que parecen tener relación, como también lo está que durante el embarazo la mujer agudiza su sentido del gusto y el olfato por lo que son más sensibles a cualquier estímulo ajeno que pueda parecerles desagradable. Lo más frecuentes es que las nauseas/vómitos se den sobre todo los primeros dos meses de embarazo y esto se debe a que los niveles de la hormona que hemos dicho anteriormente  se multiplican hasta que alcanzan su punto máximo aproximadamente al final de la semana 8 de embarazo. A partir de este momento, y durante los dos siguientes meses, empiezan a disminuir y por lo general, en ese momento las nauseas en las mujeres embarazadas suelen disminuir.

 

¿Qué desencadena el vómito?

En nuestro cerebro, más concretamente en el bulbo raquídeo, hay una parte que se conoce como “centro del vómito” que será el encargado en dar la señal y desencadenar los impulsos nerviosos a los músculos pertinentes para provocar la expulsión del contenido almacenado en las vías digestivas superiores.

Normalmente, la señal que hace activar este centro del vómito suele deberse a una dilatación o irritación de las vías digestivas superiores cuando por ejemplo hay algún virus o se ha comido más de la cuenta o se ha entrado en contacto con algún tóxico (por ejemplo el alcohol) pero existen otros mecanismos que pueden mandar la información al centro del vómito para que mande la orden.

Por ejemplo, el vómito se puede forzar cuando nos metemos los dedos hasta el final de la boca, se rozan zonas del inicio de la faringe y de manera mecánica se fuerza la activación del centro del vómito. También existen algunos medicamentos que pueden dar nauseas ya que algunos productos químicos comparten con nuestro cerebro una serie de receptores.

El olfato (como ocurre en las embarazadas que lo tienen especialmente alerta) a través de olores nauseabundos puede estimular el reflejo del vómito  al activar la corteza cerebral y estimular el centro del vómito, como también puede ocurrir al mirar cosas muy desagradables y de gran carga emocional.

La respiración también parece jugar un papel importante por eso en situaciones de gran nerviosismo, estrés o ansiedad se puede desencadenar el vómito.

El vómito es un fenómeno motor que se produce tras el aumento de la presión dentro de nuestro abdomen que se forma por las contracciones de los músculos de la pared abdominal y el diafragma. Ciertos músculos se contraen de manera contraria a la habitual (retrógradamente) sobre todo en la primera porción del intestino delgado lo que hace que el contenido alimenticio vuelva de nuevo hacia el estómago.

 

El centro del vómito ubicado en nuestro cerebro da la orden y es entonces cuando se pone en marcha una serie de fenómenos:

1)  Se produce una inspiración profunda que provoca que suba la laringe y los huesos que se sitúan cerca de la base de la lengua como el hioides lo que provoca que se abra el esfínter de la porción superior del esófago que es la válvula que en condiciones normales está cerrada impidiendo la salida del contenido que hay en el esófago.

2)  Se produce la contracción brusca de los músculos abdominales y del diafragma lo que hace que aumente la presión en el estómago.

3) Este aumento de presión hace que se abra el cardias que es la compuerta que existe entre el esófago y el estómago. Debido al aumento de la presión, el contenido digestivo del estómago vence al cardias y sube de forma violenta por el esófago.

4)  Finalmente se produce el vómito y se produce la salida brusca y forzada por la boca del contenido gástrico o intestinal

Mientras todo esto ocurre nuestro sistema nervioso donde está el centro del vómito también manda una serie de señales que hace que previo al vómito pueda aparecer sudoración, salivación, palpitaciones y una sensación de malestar generalizado.

 

¿Por qué cuando vomitamos no pasa nada al sistema respiratorio?

En condiciones normales nuestro organismo protege la vía respiratoria para que cuando vomitemos el material digestivo no pase al aparato circulatorio. Para ello cuando vomitamos, de manera inconsciente, el velo del paladar se eleva y la glotis se cierra impidiendo así que parte del material expulsado pase a las fosas nasales o a las vías respiratorias, aunque existen situaciones como por ejemplo cuando estamos borrachos o en personas de edad avanzada donde estos mecanismos pueden fallar y se puede producir una broncoaspiración del vómito que sería una complicación seria ya que puede poner en peligro la vida de la persona.

 

¿Qué no hacer cuando se tienen nauseas/vómitos?

Cuando uno está con nauseas o vómitos será importante evitar una serie de comidas o situaciones que lo único que pueden será empeorar las cosas. Para ello debes tener en cuenta los siguientes consejos:

-  Evita alimentos procesados y grasosos, al igual que alimentos que contengan mucha sal como por ejemplo los panes blancos, pasteles, rosquillas, salchichas, hamburguesas de comida rápida, alimentos fritos, alimentos enlatados y conservas…

-  Evita alimentos que desprendan olores fuertes

-  Evita la cafeína o el alcohol

-  Evita los especias y picantes

 

Remedios para las nauseas/vómitos

A continuación y para terminar este post citaremos una serie de consejos que pueden resultar beneficioso para que las nauseas y los vómitos mejoren.

Antes de nada será importante intentar tranquilizarse y se aconseja el reposo ya que movimientos como el simple hecho de andar pueden empeorar los síntomas.

Como cuando se tienen vómitos comer suele empeorar aún más la situación, lo importante es que esos días estemos bien hidratados. Tenemos que beber bastante pero hacerlo en pequeños sorbos ya que de lo contrario estaríamos activando el deseo de vomitar. Existe la creencia que las bebidas isotónicas son una buena opción pero entre todos hay que desterrar esta opción. Lo mejor es el suero. En las farmacias venden de varios tipo y sabores e incluso se puede hacer de manera casera hirviendo un litro de agua al que se añade el jugo de 2 limones, media cucharada de bicarbonato, media cucharilla de sal y 2-3 cucharadas de azúcar.

Realizar una dieta astringente será clave para potenciar todo esto y que las nauseas desaparezcan. Te dejo en enlace sobre la dieta astringente que ya se ha hablado en la web sobre ello.

Se aconseja no estar tumbado sobre todo después de ingerir algo. También será aconsejable buscar lugares tranquilos donde no haya fuertes olores y haya un suave aire fresco. Incluso hasta puede ser beneficioso intentar ver una película o escuchar música con la intención de tener distraída a nuestra mente.

 

Y para ir terminando esta entrada y dar los últimos consejos comparto una serie de remedios naturales que parecen aliviar las nauseas y los vómitos. Infusiones de manzanilla o de menta suelen ser efectivas al igual que el jengibre tomado en forma de gotas.

Estoy seguro que en un futuro (sea tarde o temprano) tendrás la desagradable visita de las nauseas. Espero que con lo que te he explicado en esta entrada al menos encuentres algo de consuelo.

Para cualquier duda relacionada con tu salud te aconsejo que descubras el poder de la telemedicina y descubras lo que es tener a tu médico a un golpe de click desde tu teléfono o el ordenador sin necesidad de salir de casa. Pásate por www.medicodecabeceraonline.es y descubre la medicina del siglo XXI.

 

Opiniones sobre la web:

May Pérez Castellano (familiar de paciente)


No solo destacar su labor como buen profesional sino como persona por su trato tan Humanitario hacia el paciente muy cercano y muy amable hacen falta mas personas como Juan ya que muchas veces se olvidan que los pacientes necesitan ese trato humanitario es tan importante como una buena medicación. Enhorabuena por tu trabajo y no cambies nunca porque médicos como tu hay pocos y se necesitan…

Juanjo Ballesteros (periodista)


Es un espacio web muy útil, completo y cómodo. La cercanía con la que el doctor Toral trata a sus pacientes internautas hace que sus consejos queden muy bien entendidos. Además, los videotutoriales (con su acertada línea desenfadada) son herramientas convenientes.

Ángel Barrajón (suscriptor)


Sin duda una buena web donde aclarar muchas de las dudas que de cuando en cuando me surgen. Agradezco el enfoque altamente científico de tus publicaciones.

José Sepulveda (ciudadano 2.0)


Ser médico es sin duda una profesión vocacional a la que uno queda conectado las 24 horas del día y cuando a eso le añades la pasión en el desempeño es cuando surge el innovador servicio de consulta online del Dr. Juan Toral, un médico que ha sabido entender que a medida que avanza la ciencia y se multiplica la burocracia, el acceso rápido y la comunicación de los pacientes con los galenos se vuelve cada vez más complicada,  se acabó el esperar horas innecesariamente para saber si la gripe va en serio o no, para esperar por la interpretación de una analítica , se acabó pedir cita, aguardar cola y perder la mañana esperando en la consulta para resolver dudas que solo están a un click de distancia de ser aclaradas rápidamente por “el médico que llevo en mi teléfono móvil”.  Excelente

Jose Antonio Trujillo (#MedicoMentor de freshhealth.es)


La e-medicina facilita la construcción de nuevos ámbitos de encuentro entre los pacientes y los profesionales. Las nuevas tecnologías solo pueden acercar a las personas si no olvidamos la vertiente humanista de nuestra profesión. El Dr.Juan Toral representa el nuevo humanismo médico 3.0

Este sitio usa cookies.

Usted acepta su uso. Saber más

Acepto
En esta web hacemos uso de cookies para que funcione todo correctamente. La legislación europea nos obliga a pedirte consentimiento para usalas. Por favor, acepta el uso de cookies y permite que la web cargue como cualquier otra web de Internet. Política de Privacidad.